Pros y contras de usar un software de facturación

Igual estás sopesando invertir en un software sobre facturación, pero no tienes ni idea que es lo que puede aportar, o si es tan beneficioso como muchos aseguran. Evidentemente, tener un software de este tipo, inicialmente va a traer más ventajas que desventajas para ti y tu trabajo, pero como en todo, no todo son pros, y cuenta con alguna desventaja. Precisamente, en este post, de eso vamos a hablar de lo que puede aportar este programa de facturacion sencillo y las desventajas que puede tener.  

Evidentemente, un software de facturación, inicialmente, va a simplificar cualquier tarea de tipo contable para cualquier empresa. Cada vez es más obligado para la economía empresarial unirse al mundo digital. Estos programas, cuentan con gran velocidad a la hora de consultar cualquier tipo de dato, y la sistematización de tareas, lo que, desde luego, cuenta con un ahorro de tiempo muy importante. Y como todos sabemos, el tiempo es dinero. Respecto a sistematizar tareas, nos referimos por ejemplo a las que engloba facturar, por ejemplo. Que son actividades muy monótonas, que es sencillo poder cometer un error humano, precisamente por deberse a algo tan repetitivo. Con lo cual, podemos casi garantizar, que el buen uso de un software de este tipo, va a eliminar cualquier posible error de cálculo, aunque evidentemente, la figura del contable sea necesaria para supervisar todo y ejecutar cualquier orden.  

Como la principal desventaja que podemos destacar, es que la dependencia del entorno digital, tampoco es nada favorable. En muchas ocasiones, esto es muy común entre los más jóvenes. Las nuevas generaciones se han acostumbrado a vivir con la tecnología, sin muchas veces tener rapidez a la hora de hacer cualquier cálculo manual, o si, por ejemplo, hay un corte de suministro eléctrico, se pierde mucho tiempo en poder hacer lo mismo que se hacía de manera automatizada a manual. El lado digital, trae otro problema, la posibilidad de un hackeo, que desde luego puede hacer desde que pierdas los datos, hasta que tus cuentas se vean perjudicadas. 

Evidentemente, si el programa elegido, es el correcto para tu empresa, ya que, no vale cualquier programa para cualquier empresa, hay que evaluar cuáles son tus necesidades, y solicitarle eso al programa, va a ayudar mucho a un mejor funcionamiento para tu empresa. También es cierto, que se debe formar a las personas que vayan a utilizar el software. Si tienes un gran software, pero no sabes utilizarlo, es como no tener nada. Con lo cual, aparte de invertir en el programa en sí, hay que invertir en una buena formación para poder sacar el máximo partido al mismo. 

Hay muchos programas informáticos orientados a la contabilidad y a la facturación, aunque los más comunes son: ContaPlus, FactuSol o Anfix. Pero como hemos hablado, hay que evaluar si necesitas un programa de este corte, si es así, qué necesidades tiene tu empresa, y quién va a utilizarlo. De esta forma podrás hacer una inversión en base a lo que necesite tu empresa.